Etiquetas

sábado, 3 de diciembre de 2011

Tu me enseñaste todo eso que no se debe olvidar.


No arriesgarte a intentarlo por miedo a equivocarte, es como no querer vivir por miedo a morir. Lo peor que puede pasar si lo intentas es que no lo consigas y tengas que empezar de nuevo, pero podrías dejar ir la oportunidad de tu vida, tan solo por miedo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario